Bolsa General, Análisis de bolsa y mercados | ¿Por qué el gobierno pide el dinero en vez de crearlo y así no pagar intereses?
5546
post-template-default,single,single-post,postid-5546,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-7.7,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive
 

¿Por qué el gobierno pide el dinero en vez de crearlo y así no pagar intereses?

01 Oct 2008 ¿Por qué el gobierno pide el dinero en vez de crearlo y así no pagar intereses?

Tras el vídeo publicado ayer “sobre la historia de los bancos, el dinero es deuda” muchos de vosotros dejasteis vuestras opiniones acerca del mismo, hoy rescatamos una pregunta lanzada por nuestro lector adrián que escribió lo siguiente:

Alguien me puede explicar por qué el gobierno pide el dinero en vez de crearlo y así no pagar intereses? es que en el vídeo formula la pregunta pero no la responde.

Nuestro compañero Macrons respondió esta pregunta en los comentarios y hemos creido conveniente publicarla debido a su calidad y claridad:

En los sistemas económicos modernos son los bancos centrales los encargados de controlar la política monetaria (tipos de interés nominal, y a través de él, la oferta monetaria de los bancos bajo su tutela).

Los fondos se canalizan por los intermediarios financieros, que median entre los ahorradores y los prestatarios que los demandan. Los bancos son los intermediarios financieros principales (pero no los únicos).

Los bancos actúan así como intermediarios entre los prestamistas y los prestatarios, cobrando un interés. Su función debe ser garantizar que los prestatarios pueden devolver el dinero prestado (cosa que claramente no ha ocurrido en la presente crisis).

Existen técnicas muy sofisticadas de control de riesgos. Básicamente se debe diversificar. El tejido industrial de un país no puede funcionar sin la mediación de los bancos, que suministran el dinero necesario para desarrollar su actividad y crear riqueza.

Es muy didáctica la parte del video que muestra la creación del dinero por parte de los bancos, mediante los depósitos de los prestamistas.

Los bancos generan un aumento de la masa monetaria en un factor múltiplo del aumento de sus depósitos. El conjunto del sistema bancario total prestando todo el dinero legal autorizado, suponiendo que después retornara íntegramente a sus cuentas, supondría un multiplicador del dinero = 1/por el coeficiente de reservas demandado por el banco central. En la práctica el multiplicador es muy inferior.

En economía se define el dinero como lo que se acepta como medio de intercambio, deposito de valor (para intercambiar por bienes y servicios) y unidad de medida (permite cuantificar los valores relativos de esos bienes y servicios).

La cantidad de dinero de una economía se denomina oferta monetaria.

En (1*), explicaba que incluía y como se medía la oferta monetaria (agregados M1, M2 y M3 principalmente). Como queda dicho, el dinero es un medio de intercambio, pero cada vez va siendo más importante un instrumento no incluido en ninguna de las magnitudes M1, M2 o M3.
Esa forma de intercambio monetario, muy ligada al dinero se denomina crédito (o promesa de pago por un bien o servicio en un tiempo futuro) y se mide en unidades monetarias. El vendedor entrega un bien o servicio hoy, confiando en recibir un dinero pasado un tiempo pactado. El crédito está basado en la confianza, pero representa un riesgo. Aquí enlazamos con lo ya contado. Los bancos prestan un servicio, al encargarse de hacer una prospección de los compradores y avalar su bondad a cambio de una comisión, liberando así al vendedor del riesgo de un posible impago.

La importancia del crédito en la economía moderna es enorme. Desde las líneas de crédito para las empresas, pasando por las tarjetas hay una pléyade variedades y servicios, entre los que se encuentran los préstamos con garantía hipotecaria que dan ahora tantos dolores de cabeza.

La parte de moneda que fabrica el tesoro es, como queda reflejado en el video, una fracción insignificante de la oferta monetaria, cuya mayor parte es creada por los bancos, teniendo en cuenta las reservas exigidas y aplicando dichas reservas a los depósitos recibidos (multiplicadores del dinero). El coeficiente de reservas se establece por los bancos centrales, que supervisan y controlan al resto de los bancos de su área de influencia.

El nivel de depósitos queda así relacionado con la magnitud de reservas, a través del multiplicador de dinero.

Además de las reservas obligatorias demandadas por los bancos centrales, los bancos hacen acopio de reservas para poder hacer frente a las necesidades puntuales inesperadas de crédito de su operativa diaria.

Cuando surgen contingencias y no existen reservas para cubrirlas, los bancos pueden demandar dinero al banco central, que lo prestará (si acepa la petición) a la tasa de descuento que estime conveniente.
En circunstancias normales los bancos se prestan dinero entre ellos a niveles cercanos al tipo básico de referencia marcado por el banco central (a la postre, las reservas no tienen ninguna remuneración).
El tipo real viene marcado por la ley de la oferta y demanda, a diferencia del de descuento.

Una buena prueba de la enorme crisis actual es que el Euribor está 125 puntos básicos sobre el tipo de interés de referencia de la eurozona.

Los bancos centrales alteran sus reservas mediante operaciones de mercado abierto, comprando o vendiendo títulos públicos (quedó explicado en 1*). Puede también variar la masa monetaria alterando el coeficiente obligatorio de reservas.

Me remito a lo relatado en (1*) en lo referente a los procedimientos operativos de la política monetaria. Podríamos añadir aquí, que en situaciones en que la inflación es causada por choque tales como la subida brusca del petróleo, si el paro está por encima de la tasa de paro natural y la producción por debajo de su valor potencial, subir el tipo de interés de referencia, no sirve ningún propósito de control inflacionario.

No sé si lo contado te servirá de algo. Verás que mi opinión de los bancos no es tan negativa como la del video. Hay buenos y malos bancos, como buenos y malos profesionales. Además, no creo en soluciones milagrosas y revolucionarias. La economía tiene ya una enorme base de datos empíricos en que apoyarse. El estado es un actor más, que debe jugar su papel, pero no intervenir a favor de sectores no productivos, pues sólo la competencia es capaz de garantizar la competitividad. En mi opinión el papel del estado no es precisamente el de crear dinero, pues eso contribuiría a aumentar la inflación y la burocracia de forma segura.

(1*) Aclarando conceptos sobre política monetaria:

https://bolsageneral.es/macrons/aclarando-conceptos-sobre-politica-monetaria/



wordpress theme powered by jazzsurf.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analiticas. Al continuar navegando aceptas nuestra politica de cookies. Puedes ampliar información sobre la política de cookies,

ACEPTAR
Aviso de cookies