Bolsa General, Análisis de bolsa y mercados | Una intervención que puede haber cambiado la historia
3274
post-template-default,single,single-post,postid-3274,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-7.7,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive
 

Una intervención que puede haber cambiado la historia

02 Abr 2008 Una intervención que puede haber cambiado la historia

El mundo vivió el pasado 16 de marzo momentos decisivos.Ese día la Reserva Federal EEUU tomó una decisión valiente y sin precedentes, orquestando el rescate de Bear Stearns por JPMorgan Chase.

Bear Stearns, por tamaño el quinto banco de inversiones EEUU, que había sobrevivido a la crisis del 29, se encontraba en una situación insostenible. Era el banco más expuesto a la crisis hipotecaria.
Sus clientes habían retirado sólo en la semana previa, más de 26.000 millones de dólares. La casi absoluta falta de liquidez y la imposibilidad de obtenerla, hacían su quiebra eminente.

Hace 11 meses criticábamos abiertamente a Ben Bernanke, por no bajar los tipos, no viendo lo que se avecinaba (como lo hacemos ahora con Trichet). Bernanke es uno de los máximos expertos en la Gran Depresión y eso puede ser determinante para el mundo, en la situación presente.

La Gran Depresión del 29, con sus devastadoras consecuencias, pudo ser evitada. La actual, podría haber derivado ya en una catástrofe, sin la decidida intervención de la FED.

El hundimiento del Bear Stearns, habría arrastrado irremisiblemente a Lehman Brothers (el más próximo en circunstancias) y Merril Lynch, dadas las venenosas interconexiones de los derivados en juego.

No se trata de que los bancos no valgan MUCHO MÁS de la exposición que tienen. En el caso de Bear Stearns, nuestras evaluaciones MÁS CONSERVADORAS, sitúan su valor en 6.000 millones de dólares.
La cifra ofrecida inicialmente por JPMorgan era de 2 dólares por acción, lo que suponía valorarle en 236 millones. Además, la FED, en su acuerdo con JPMorgan, inyectó 30.000 millones de dólares para avalar los productos hipotecarios menos líquidos.

Sólo le sede central de Bear Stearns está tasada, descontando el mal momento inmobiliario, en más de 1200 millones de dólares (más de 5 veces lo ofertado). Incluso con la nueva oferta de 10 dólares, la compra parece una autentica ganga.

Pero la situación hace que los parámetros normales de medida sean inadecuados. Las ramificaciones de Bear Stearns en derivados y otros productos de ingeniería financiera, extendidas por todo el sistema, sobrepasan los 6,8 trillones de dólares. Su hundimiento, con gran probabilidad, habría transformado la recesión en depresión, al colapsar todo el sistema bancario. Incluso después de la inyección de los 30.000 millones de dólares por parte de la FED, los activos hipotecarios dudosos del Bear, superan los 12.000 millones de dólares.

La FED sigue avanzando en su estrategia muy coherente. La Bajada el día siguiente del tipo de descuento al 3,25% y un día después del de referencia al 2,25%, son prerrequisitos necesarios en la situación actual. Además, dictó nuevas normas que podrían haber salvado al Bear Stearns, al extender los préstamos, antes restringidos a bancos comerciales, a los de bancos de inversión.

Recientemente se ha anunciado un paquete para mejorar la supervisión de los bancos (no servirá ya para la crisis actual).

Los abusos cometidos por los Bancos (no solamente EEUU) están siendo duramente castigados.

El problema radica en que se ha permitido usar artimañas para sacar del balance multitud de productos, valiéndose de su duración menor de un año. La idea era evitar tener que hacer las dotaciones reglamentarias que se exigen en previsión de posibles pérdidas, para poder hacerlas frente.

En España, afortunadamente, no existe ese problema, porque el Banco de España, permitió sólo esos productos si se hacían las dotaciones reglamentarias.

La reciente subida de las bolsas, está impulsada por la idea de que la FED no permitirá que la falta de liquidez se torne en crisis de solvencia, colapsando el sistema bancario y con él, la economía.
La ampliación de capital de Lehman Brothers (4.000 millones de dólares) es también buena noticia, por lo que queda ya reseñado.

Habrá que estar muy atentos a la evolución futura de los acontecimientos. Porque las cosas no están aun ni muchos menos claras.

Volveremos en próximas entregas a analizar la situación actual en sus vertientes más significativas. Lo haremos sin alarmismo, pero huyendo del optimismo, porque la situación NO LO PERMITE.

Por ahora, es de justicia dejar constancia del servicio prestado por Ben Bernanke al timón de la nave. Porque su acción puede haber sido decisiva para evitar el desastre.

Los tiempos difíciles precisan de gente que sepa interpretar los signos y adelantar los peligros con acciones preventivas.

La Reserva Federal ha parado exitosamente el primer gran envite.

El BCE mientras tanto, continúa sin enterarse de los enormes riesgos potenciales de la situación que vivimos.

Macrons



wordpress theme powered by jazzsurf.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analiticas. Al continuar navegando aceptas nuestra politica de cookies. Puedes ampliar información sobre la política de cookies,

ACEPTAR
Aviso de cookies